Articles

Si Solo Todos Los Oftalmólogos Supieran Esto Sobre TASS

Posted by admin

¿Por qué vale la pena prevenir el síndrome del segmento anterior tóxico? ¿Por qué deberían preocuparse los oftalmólogos?

Comprensión de TASS: Complicaciones y síntomas

La razón por la que TASS es tan grave es porque TASS puede causar atrofia del iris, daño al nervio óptico, opacificación capsular posterior, edema macular cistoide y otras afecciones graves.

El propio TASS es provocado por un agente no infeccioso que penetra en el segmento anterior y crea daños tóxicos en los tejidos intraoculares.

TASS, con diferencia, ocurre con mayor frecuencia después de la cirugía de cataratas. Dicho esto, algunos oftalmólogos han reportado recientemente complicaciones postoperatorias después de la implantación de lentes intraoculares.

Lo que hay que tener en cuenta constantemente, sin embargo, es que TASS es una condición postoperatoria que implica inflamación en el segmento anterior, sin embargo, TASS en sí es causada por una sustancia no infecciosa que penetra en el segmento anterior.

Complicaciones de TASS

Cada vez que tenga daños tóxicos en el tejido intraocular, se preocupa de que los pacientes desarrollen inflamación grave, visión borrosa y posible daño al nervio óptico que resulte en complicaciones más graves. De hecho, la inflamación asociada con el síndrome del segmento anterior tóxico puede ser tan pronunciada que se podría desarrollar una capa de glóbulos blancos alrededor de la cámara anterior (formación de hipopiones).

La formación de hipopiones puede presentarse como un exudado amarillo en la mitad inferior de la cámara anterior. En los pacientes que sufren de TASS después de la cirugía, también puede ver enrojecimiento en la conjuntiva, así como enrojecimiento en la capa más alejada de la esclerótica (es decir, enrojecimiento en la capa epidermis).

Los pacientes que sufren de TASS a menudo presentarán síntomas, a saber, inflamación, enrojecimiento y visión borrosa, dentro de las 48 horas posteriores a la cirugía. Los pacientes pueden o no sentir dolor en el momento en que ingresan a su consultorio, sin embargo, es casi seguro que sufrirán de visión borrosa y reducida y posiblemente un edema corneal difuso que se extiende de limbo a limbo.

Cabe esperar de los pacientes una sensibilidad grave a la luz y al brillo (fotofobia), así como reacciones intensas en la cámara anterior. Mientras que los síntomas principales de la EAT se presentan en pacientes potencialmente en un período de tiempo tan corto como 12 horas después de la cirugía, la extensión total de la endoftalmitis infecciosa puede no desarrollarse hasta una semana después de la cirugía de cataratas.

Una mirada avanzada a las causas de TASS

La prevención de TASS, desafortunadamente, no se puede hacer con una bala de plata de una sola inyección, ya que las causas potenciales son tan numerosas y multifacéticas.

TASS puede ser causado en la etapa de esterilización, anestésicos y ungüentos empleados por oftalmólogos y su personal antes y durante la cirugía, o TASS puede incluso provenir de detergentes y enzimas.

La impactante Causa Raíz de TASS

La verdadera causa de TASS podría incluso sorprenderte, ya que los centros de cirugía de cataratas han realizado literalmente millones de cirugías de cataratas más a lo largo de los años, el tiempo que los oftalmólogos pasan esterilizando sus instrumentos en realidad puede haber disminuido. ¿Cómo puede ser esto? Es simple: más pacientes programados para cirugía de cataratas significa menos tiempo entre cirugías. Menos tiempo de preparación puede llevar a errores descuidados.

Asegurarse de que todos los miembros de su personal limpien sus instrumentos de acuerdo con el protocolo es un primer paso esencial para prevenir la TASS. También es fundamental asegurarse de que los detergentes y enzimas sobrantes no estén todavía en sus instrumentos después de limpiarlos; los detergentes y enzimas residuales también pueden provocar que los pacientes desarrollen infecciones del segmento anterior.

Solución de problemas avanzada TASS

Si está buscando consejos de prevención más avanzados, asegúrese de que los depósitos de autoclave y los baños de ultrasonido se limpien regularmente, ya que esto puede reducir la propagación de la contaminación por endotoxinas y la propagación desenfrenada de bacterias gramnegativas. Las bacterias gramnegativas destruidas durante el calentamiento y el autoclave, sin embargo, pueden encontrar su camino en sus instrumentos en forma de bacterias gramnegativas resistentes al calor.

Incluso algunos medicamentos intraoculares a los que los pacientes podrían estar expuestos, p. ej., antibióticos en solución de irrigación o antibióticos intracamerales: pueden predisponer a los pacientes a desarrollar TASS después de la cirugía de cataratas.

Los ungüentos y la esterilización deficiente (mencionados anteriormente) siempre son problemas a tener en cuenta, sin embargo, algunos oftalmólogos minimizan los peligros que el precipitado metálico, ciertos conservantes y soluciones de irrigación intraocular con niveles de pH inusuales pueden jugar en predisponer a sus pacientes al síndrome del segmento anterior tóxico.

Conclusión: Una Onza de Prevención vale una Libra de Curación

Todo esto quiere decir que TASS puede desarrollarse como resultado de la exposición a medicamentos, ciertos conservantes en anestésicos y medicamentos, endotoxinas bacterianas, ungüentos y soluciones con niveles de pH inusuales.

El uso de instrumentos esterilizados adecuadamente, soluciones intraoculares de bajo conservante y la eliminación de endotoxinas reducen las probabilidades de que los pacientes desarrollen TASS.

Related Post

Leave A Comment